Agricultura

La Unión Europea pospuso la renovación de la autorización del glifosato

La CE rebajó este martes su propuesta de renovar la autorización del herbicida de 10 a entre cinco y siete años, en respuesta a una evaluación hecha por el Parlamento Europeo ,

25 Oct 2017

 La Unión Europea (UE), que debía pronunciarse hoy sobre la renovación de la autorización del glifosato para un periodo de cinco a siete años, pospuso el voto a "una nueva reunión" después de que los Estados miembros concluyeran el encuentro sin acuerdo.

La Comisión Europea (CE) informó a través de un comunicado que el comité no realizó la votación de la renovación de la licencia, que fue pospuesta y cuya fecha se anunciará "en breve", informó la agencia de noticias EFE.

La CE rebajó este martes su propuesta de renovar la autorización del herbicida de 10 a entre cinco y siete años, en respuesta a una evaluación hecha por el Parlamento Europeo y "a la luz de todas las evidencias disponibles tanto en Europa como a nivel internacional".

El glifosato es un herbicida de amplio espectro que ha sido clasificado recientemente por la Organización Mundial de la Salud como "probablemente cancerí­geno para los seres humanos", cuenta con una fuerte oposición ciudadana y es el más utilizado del mundo.

Fue comercializado por primera vez en la década de los 70 por la multinacional Monsanto con el nombre de Roundup y, desde que su patente caducó en el 2000, numerosas compañí­as lo producen hoy con diferentes nombres comerciales.

Sin embargo, el Roundup de Monsanto sigue siendo el herbicida más vendido en el mundo.

items relacionados
Una "súper" maleza resiste más de 25 aplicaciones de glifosato
Controles

Una "súper" maleza resiste más de 25 aplicaciones de glifosato

En Malasia hay un biotipo de "pata de gallina" que, como mínimo, es capaz de resistir esa increíble cantidad de aplicaciones de ese herbicida sin sufrir alteraciones.
Para el "Senasa" europeo, el glifosato no causa alteraciones hormonales
Actualidad

Para el "Senasa" europeo, el glifosato no causa alteraciones hormonales

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria realizó una investigación en la que concluyó que no hay evidencia de que este agroquímico tenga propiedades disruptoras endocrinas.